Una mujer afirma que sus senos crecieron dos tallas tras ser inmunizada contra el coronavirus (Shutterstock / MyImages - Micha)

Las vacunas del COVID-19 han estado en la mira por sus posibles efectos, sin embargo, la más reciente reacción secundaria por recibir esta inoculación ha abierto más de un ojo. De acuerdo a informes, varias mujeres en Noruega han reportado el crecimiento del tamaño de sus pechos tras recibir una inmunización de Pfizer.

Una joven de 17 años saltó a la fama al reportar que 15 días después de ser vacunada contra el coronavirus comenzó a experimentar el aumento de sus senos. «Fue una especie de crisis para mí. Tuve que comprar un sujetador de una talla más grande», dijo, en declaraciones retomadas por Milenio.

Sin embargo, esta adolescente no fue la única que presentó esta reacción. Elle Marshall, otra mujer noruega, aseguró que sus pechos crecieron “casi dos tallas” después de ser vacunada con la dosis de Pfizer.

Sus confesiones provocaron que más mujeres salieran a la luz para reportar la misma situación en su cuerpo. La cadena estatal NRK se ha encargado de difundir la noticia en los últimos días y ha retomado el testimonio de otras personas que han sufrido estos efectos secundarios.

Pero Noruega no es el único país que ha presentado estos casos. Una usuaria de TikTok en Estados Unidos compartió en su cuenta el efecto que tuvo la dosis de Pfizer en sus pechos y aseguró que estos crecieron a las dos semanas de haber recibido la inoculación.

Ante la ola de reportes, la Agencia Noruega de Medicamentos no descartó que los pechos de una mujer puedan crecer tras recibir la vacuna del coronavirus, pero reveló que esto se origina como una respuesta del sistema inmune.

“Tal vez el 10% tendrá ganglios linfáticos inflamados en la axila y esto puede empujar los senos un poco hacia adelante y puede tener la sensación de que se han agrandado”, declaró Steinar Madsen, director médico de la Agencia.

El doctor Heinrich Bachmann señaló que el aumento en la talla de los pechos es solo “aparente” y mencionó que el crecimiento se revertirá en algunas semanas.

Por su parte, Pfizer indicó que hasta el momento no ha recibido reportes sobre el incremento en el tamaño de los senos a consecuencia de su vacuna, pero no descartó que esto pueda ocurrir como una reacción secundaria.

La Agencia Noruega de Medicamentos instó a todas las mujeres a acudir al médico para ser examinadas si el crecimiento de sus pechos no se ha revertido tras algunas semanas y recomendó someterse a una mamografía para descartar algún otro tipo de problema de salud.

Relacionados

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí